Hacia adelante

por Nacho Merlo

“Agobiado por el peso de tus penas, y tus lágrimas nuevas, caminás por tierra virgen. Transitás con ansias y sin destino preciso este espacio que algunos llaman vida, sin saber de qué trata, ni en qué termina. Al instante entendés que no hay huellas por seguir, no tenés opción: Serás vos quien marque el camino. El peso del silencio, el olor de los recuerdos y la difusa imágen de los sueños dificulta ver el destino. Quizás, esta vez merezcas la oportunidad de no pensar las razones y el sentido. Sólo deja fluir la armonía de tus pasos hacia el futuro inmediato, construyendo con esmero, eso que olvidás con llantos, eso que algunos llaman recuerdos, y yo pasado.”

JIM

Anuncios